¿Cómo empezar mi propio despacho de arquitectura? Para emprender un despacho de arquitectura no basta con saber hacer planos o utilizar algún tipo de software, ni siquiera contar con ideas innovadoras asegurará el éxito de tu empresa si no tomas en cuenta otro tipo de factores, por eso aquí te decimos cuales son los principales errores al emprender:

Plan de negocios

Tal vez suene complicado pero no tiene porqué ser así, este documento es esencial para iniciar y acotar los alcances de tu empresa, no es recomendable obviar este tipo de información. Con el tiempo será mayor la cantidad de personas que colaboren contigo y es esencial que los objetivos, misión, visión, etc. estén al alcance de todos. Tal vez no suene tan atractivo pero saltártelo y pasarte directamente a diseñar no es la mejor idea.

“Si caminas solo irás más rápido; si caminas acompañado llegarás más lejos” Proverbio chino

Uno de los errores más comunes es no contar con un equipo de personas especializadas en diferentes áreas que contribuyan al crecimiento de tu empresa. Las grandes cosas difícilmente se logran sólo, recluta a los mejores y asegúrate de promover la participación activa de tus colaboradores. Es muy importante rodearte de las personas que cuentan con conocimientos que complementan los tuyos.

Querer hacer todo sólo

Esto abarca también al punto anterior, desde aislarte de aquellos que pueden fortalecer tus conocimientos y enriquecerlos hasta el no delimitar asertivamente los alcances y servicios que ofrecerá tu empresa. No es conveniente tratar de abarcar todo tipo de servicios, enfoca tu atención en ofrecer soluciones de calidad bajo una misma línea de trabajo.

Estos son solo algunos puntos que te pueden ser de ayuda si has decidido emprender tu propio despacho. Platícanos tu experiencia, ¿Qué tipo de complicaciones encontraste en el proceso de creación de su empresa?

Autor: Dahyna C. García Viloria

BLOG |