El sentido común

Juan Garduño
Ricardo Saslavsky

 

Bien dicen que muchas veces el “sentido común” es el menos común de los sentidos, y desafortunadamente en la Arquitectura, este fenómeno lo vemos frecuentemente.

Hace unos meses, tuve la oportunidad de desayunar con Juan Garduño, gran amigo y arquitecto, creador de obras hermosas y funcionales, sobre todo, espacios con apego humano.  La reunión tuvo lugar en una de sus obras: el Café O2, afortunado nombre que representa la secuencia del primer Café O a la vez de hacer referencia al oxigeno que necesitamos para respirar.

Pudimos hacer un recorrido donde cada esquina, cada superficie, cada detalle muestra una cuidada intención de diseño.  Juan ha logrado un espacio que liga la espiritualidad con el pragmatismo.

Después de una hora de agradable plática, me percate del agradable clima e iluminación a pesar de ser una fría mañana.

—-Juan, seguramente tienen un gasto inaudito en energía?

—-No, qué va! Al contrario, este restaurante gasta mucho menos recursos de los que podrías imaginar…

—-Mira, logramos una excelente negociación en la adquisición del espacio dada su penosa ubicación dentro del conjunto comercial, lo que proponía el reto de dar vida a un espacio escondido y frio.  Consumimos la mayor parte del tiempo de proyecto en el esquema funcional.

—-Por ejemplo, el agradable clima que sentimos no requiere un centavo en energía eléctrica, la techumbre acristalada que parecería un capricho estético, en realidad persigue la transparencia a los ángulos solares que se dan en esta hora, y el clima templado es producto de un juego de cañerías oculto que circula el agua caliente que se produce en la cocina logrando mantener un clima templado en estas áreas y lo regresa frio al ambiente de trabajo que requiere la preparación de alimentos.

No cabe duda, el talento e imaginación hace que donde muchos ven problemas, otros vean soluciones, no te parece?.

El sentido común

| In situ |
About The Author
-